lunes, 12 de agosto de 2013

NOTICIAS EN "EL DIARIO.ES"


http://www.eldiario.es/economia/publica-drasticamente-plantilla-funcionarios-enjecida_0_162734084.html

La falta de oferta pública de empleo merma drásticamente una plantilla de funcionarios muy envejecida

  • Un 10% de los funcionarios en activo tiene más de 60 años y se jubilará de forma inminente en los próximos años.
  • Con el ritmo actual, en diez años se habrían destruido 35.000 empleos públicos solo en los servicios centrales.
  • Los trabajadores que atienden al público, como los de oficinas de empleo o Agencia Tributaria, advierten de que se están quedando sin manos para atender el servicio.
  • El grueso de los empleados públicos supera ampliamente los 50 años y hay casi tantos funcionarios mayores de 65 años en activo como menores de 30 años.

Por causas naturales. Así se está reduciendo de forma acelerada la plantilla de funcionarios españoles al haberse congelado la convocatoria de plazas públicas y por la limitación mínima de reposición de puestos en colectivos específicos. Desde 2009, el número de funcionarios ha descendido en España en un 2,2%, 60.000 empleados públicos menos, según el registro central de personal que publica semestralmente la Secretaría de Estado de Administraciones Públicas, pero la reducción se ha cebado especialmente con la Administración General del Estado (AGE). Así, en estos años de congelación de la oferta pública de empleo, la Administración Central se ha reducido en 11.000 funcionarios, un 4,6% menos.
Dentro de estos funcionarios están los empleados que atienden servicios como la Agencia Tributaria, las oficinas de empleo o la Seguridad Social. Así, mientras la crisis y el número de usuarios ha hecho estos servicios más necesarios que nunca, las sillas detrás de las famosas ventanillas se van quedando vacías. Y ni se espera que en los próximos años la pérdida de personal se pueda reponer. La tendencia además se va acelerando por la propia composición de la plantilla pública. Según el Boletín de Clases Pasivas -un régimen especial en el que estaban inscritos los funcionarios y que ya está en desuso- pidieron la jubilación en los primeros seis meses de 2013 casi 13.000 funcionarios.
"Mi servicio se está quedando pelado. Cada vez se jubilan más compañeros, la carga de trabajo es mayor y somos menos manos", lamenta una funcionaria de Empleo de un departamento que trabaja en áreas de inclusión social. El secretario de Acción de Sindical de la Federación de Servicios Públicos de CCOO, Raúl Olmos, lo ve claro. "Empleo, Seguridad Social y la Agencia Tributaria es donde el impacto es más visual en la reducción de empleados a costa de la crisis".

No hay comentarios:

Publicar un comentario